Mi gato vomita bolas de pelo: 8 Consejos para minimizar las bolas de pelo

Si te preguntas por qué mi gato vomita bolas de pelo, es importante saber que además de una buena alimentación, los gatos domésticos lucen un hermoso pelaje porque pasan buena parte del día acicalándose, en este proceso eliminan pelos y células muertas de su cuerpo, pero también ingieren importantes cantidades de pelo que terminan alojadas en el organismo del felino, las cuales tendrá que expulsar más adelante por vías naturales en el mejor de los casos (vómitos o heces).

También puedes leer: 6 Lugares para acariciar a un gato y evitar que te muerda

Sin embargo estudios recientes han revelado que solo un 20% de los mininos de pelo largo y un 80% de los gatos de pelaje corto, nunca vomitan bolas de pelo, y de hacerlo, solo ocurre una vez al año. Pero si mi gato vomita bolas de pelo de forma recurrente, algo más podría estar pasando con su salud, el gato estaría dando clara señales que algo no marcha bien en su organismo.
Gato lamiéndose

Causas por las que mi gato vomita bolas de pelo

El acicalamiento es un proceso natural, los gatos utilizan su lengua rasposa para “limpiar” su pelaje y asearse, porque los felinos se caracterizan por ser muy pulcros. Es normal que el gato ingiera pelo y luego lo expulse, el problema radica cuando la cantidad de veces que vomita aumenta.

  • Aumento de la ingesta de pelo:

Existen temporadas donde el gato puede aumentar la ingesta de pelo por diversas razones, una de ellas es la época de muda, cuando el minino desprende mayor cantidad de pelo. También están los problemas dermatológicos, de los cuales se desprenden irritaciones y picor, por lo general el gato lame mucho más la zona afecta y termina ingiriendo más pelo. La ansiedad es otro factor determinante, los felinos cuando experimentan la ansiedad o se sienten estresados, lamen su pelaje más de lo normal.

  • Problemas digestivos:

Si mi gato vomita bolas de pelo una vez al año, pero de pronto esto cambia, y vomita con más frecuencia, es probable que el felino esté lidiando con problemas digestivos. Lo más común son las inflamaciones intestinales, también conocidos como linfomas de bajo grado, estos ocasionan fallas en el tracto digestivo, afectando la motilidad o movimientos de los elementos que deben ser expulsados por vía natural, trayendo como consecuencia la acumulación de pelos que terminan formando las bolas o tricobezoares.

Síntomas

Cuando aumenta la cantidad de bolas de pelo en el organismo, los felinos experimenta los siguientes síntomas:

  • Disminución del apetito
  • Nauseas / Arcadas
  • Vómitos frecuentes
  • Apatía
  • Duermen mucho más
  • Sufren de estreñimiento
  • Dolor abdominal

También puedes leer: Los gatos pueden comer coco ¡Pero no diariamente!

8 Consejos para minimizar las bolas de pelo

Si mi gato vomita bolas de pelo y quiero poner un freno a este molesto mal, hay que tener en cuenta que la prevención es la mejor arma para evitar que nuestros felinos tengan complicaciones en su salud. Es imposible que un gato no ingiera pelos, sin embargo siguiendo estos prácticos y sencillos consejos lograremos reducir de manera significativa el tamaño de las bolas de pelo y la frecuencia de los vómitos.

  1. Cepilla a tu gato con frecuencia:

Si mi gato vomita bolas de pelo y quiero hacer algo por él, crea el hábito del cepillado frecuente, si tomamos el tiempo para esta tarea, puedes estar segura que en poco tiempo las bolas de pelo dejarán de ser un problema para tu gato y para ti, ya que estaríamos eliminando los pelos muertos que los mininos ingieren cuando se están aseando. Con los gatos de pelo largo se recomienda un cepillado diario, mientras que con los felinos de pelaje corto se puede realizar diariamente y con una frecuencia máxima de una semana.

Es importante conseguir un cepillo que sea suave y delicado con la piel del gato, muchos acostumbran a tomar cualquier cepillo para cabello y pasárselo al minino como si se tratara de una cabellera más, sin pensar las molestias que le podrían ocasionar a la mascota, por esto el gato podría desarrollar rechazo porque asocia el cepillo con molestia o dolor.
Gatito siendo cepillado

  1. Dale a tu mascota comida de calidad:

Quizás por razones económicas o poca disponibilidad de alimentos en el mercado, terminamos dándole cualquier alimento a nuestra mascota, pero esto no ayudará en nada con la prevención y la formación de bolas de pelo. Es vital darles a los gatos alimentos especializados para ello, la comida seca con fibra y aceite de pescado es maravillosa para tratar estos males. Recuerda que los gatos son parte de nuestras familias y a ellos también debemos suministrarles una alimentación de calidad.

  1. Los gatos necesitan fibra:

Sí, así como lees, los gatos necesitan ingerir fibra para mejorar el tránsito intestinal, de esta forma eliminarán de manera más sencilla los pelos que se mantienen en el organismo producto del acicalamiento. Puedes agregar el producto en sus alimentos o elegir comidas con altos niveles de fibra.

  1. Utiliza lubricantes intestinales:

Los lubricantes ayudan que los elementos o cuerpos extraños se desplacen con mayor facilidad, en este caso, los lubricantes comestibles son una excelente opción si mi gato vomita bolas de pelo porque están elaborados con aceites naturales que ayudarán al minino. Hay múltiples maneras de suministrarlo, puede ser en los alimentos o sus papitas, cuando las lamas, ingerirá el lubricante. Tu gato se sentirá mejor en cuestión de días.

  1. Bebederos con abundante agua fresca:

Al igual que los humanos, los gatos requieren del agua para una vida sana, es importante que los felinos cuenten a cualquier hora del día con bebederos con abundante agua fresca, ya que el vital líquido les ayudará a deshacerse de esas molestas bolas de pelo.

También puedes leer: Razas de gatos atigrados: 8 de ellas totalmente fascinantes ¡Conócelas!

  1. Ejercicios y entretenimiento:

Un gato activo será una mascota más sana, disponer de un tiempo para ejercitar a tu mascota y jugar con ella, ayudará a reducir el tamaño de las bolas de pelo. Te preguntarás cómo es esto posible, pues bien, si mantienes a tu gato distraído, se olvidará a acicalarse o asearse consecutivamente, por tanto, no tragará mucho pelo. Es importante que lo motives a hacer ejercicio, porque la misma movilidad ayudará al tránsito intestinal y eliminar los tricobezoares de forma natural y más sencilla.

  1. Hierbas y malta:

Los productos naturales ayudan a los mininos a expulsar las bolas de pelo, bien sea a través del vómito o la malta. Los expertos han desarrollado productos a base de hierba gatera y malta para facilitarles el proceso a los felinos, estos productos pueden ser encontrados en galletas, cremas, aceites o jarabes, dándoles la cantidad adecuada en un tiempo determinado, nuestros amigos gatunos reducirán el tamaño de las bolas de pelo y las eliminarán más rápido.

  1. Visita al veterinario con regularidad:

No esperes que tu gato se sienta muy mal para acudir al médico veterinario, si ninguna de las recomendaciones ayudó a disminuir el malestar del felino, es tiempo de visitar a un experto que pueda dar un parte más detallado acerca de lo que le está ocurriendo a nuestra mascota. El médico te orientará si hay que suministrarle un medicamente, nunca lo hagas sin su autorización, porque en lugar de alivianar, podríamos empeorar el diagnóstico, con la salud de un gato no podemos jugar.

Existen casos donde los felinos deben ser intervenidos quirúrgicamente porque el tamaño de las bolas de pelo es tan grande que no se pueden expulsar de manera natural, sin embargo la recuperación es rápida siempre y cuando se tomen en cuenta las medidas necesarias.
Minino enfermo

Deja un comentario