✅ Descripción subjetiva de un gato: características mas relevantes y mitos

Spread the love

Los gatos son criaturas increíblemente hermosas, existen gatos salvajes y gatos domésticos, se cree que la domesticación del gato inició en año 4000 antes de Cristo por los egipcios, hasta se les llegó a adorar por poseer características particulares que los hacían considerar animales sagrados,  pero hoy conoceremos más a fondo la descripción subjetiva de un gato doméstico y las razones por las cuales se han convertido en las mascotas preferidas del hombre.

Existen más de 70 razas de gatos en todo el mundo, con pelajes suaves y de distintos colores, paseándose desde los tonos más oscuros hasta colores claros que le regalan sutileza y dulzura a nuestras mascotas, pero también están los gatos con poco pelaje que pertenecen a las razas Sphynx,  Peterbald y Don Sphynx y aunque pueden tener un linaje un poco extraño, no dejan de ser adorables, sus vellos son realmente cortos, casi imperceptibles al tacto pero es a causa de mutaciones genéticas.

En este artículo nos pasearemos por esos detalles que hacen de nuestros gatos grandes compañeros, de igual forma aprendemos acerca de las partes de sus cuerpos y sus personalidades.

Tiernos gatitos

Conozcamos la descripción subjetiva de un gato y las partes de su cuerpo

  1. Sus patitas:

El gato doméstico es un felino de cuatro patas, sus papitas delanteras tienen cinco dedos, mientras que las traseras tienen cuatro ¿Te has fijado alguna vez?, esta variación permite a los gatitos trepar con mayor facilidad y tener mayor agarre al momento de atrapar a sus presas. Poseen pequeñas pero filosas garras que pueden esconder o sacar dependiendo de la situación.

Cuando hablamos de atrapar presas, es porque los gatos domésticos también son grandes cazadores, por lo general acechan a pequeños roedores, su naturaleza los incluye en sus menús, así no nos guste mucho la idea.

Patitas de gatos

  1. Las orejas:

Nos encanta acariciar las orejas de nuestros gatos domésticos porque son tan suaves y delicadas, pero las orejas de los gatos tienen muchas formas, pueden puntiagudas, redondas y hasta chatas, dependiendo de la raza. Los gatos tienen un excelente sentido del oído, mucho mejor que el de los humanos, pueden percibir frecuencias inaudibles para nosotros, gracias a los 32 músculos en cada oreja pueden direccionarlas al lugar de donde provenga el sonido. ¿Asombroso, no?

Orejas de gatos

  1. Los ojos:

Entre la descripción subjetiva de un gato, sus ojos acaparan significativamente la atención por varias razones, son elegantes, misteriosos pero sobre todo, hermosos, pueden ser de distintos tonos, entre ellos, azules, verdes y celestes, cuando desean conseguir mayor profundidad de campo visual cierran el iris, por lo general en horas de luz.

La visión del gato es asombrosa, en las noches pueden cazar sin ningún problema gracias a una membrana llamada Tapetum Lucidum, que permite mayor entrada de luz y su visión termina siendo más nítida que la de sus víctimas. A pesar que no pueden diferenciar ciertos colores, desarrollaron la capacidad de la visión ultravioleta, con esta pueden detectar las marcas de orine de sus presas.

Es por ello que es fundamental vigilar la salud de los ojos de los gatos para protegerlo de diversas infecciones oculares que pueden afectar a tu felino.

Ojos de gatos

  1. La cola:

La cola del gato puede indicarte su estado de ánimo, qué desea o si está concentrado en algo, es importante que tengamos esto en cuenta, de lo contrario el felino podría arañar con sus garritas. Cuando la cola está hacia arriba te está enviado un mensaje, te está diciendo que está feliz de verte llegar, en cambio si está muy abajo es porque no está de ánimo, pero si la lleva entre sus piernas, debes estar alerta, algo le está causando miedo.

Cuando tu gatito está sentado, mirando algo fijamente y mueve la cola con lentitud, puedes estar tranquila, solo está concentrado en algo.

Pero nuestra mascota no siempre está feliz, si la agita de un lado a otro es mejor dejarlo tranquilo, pues esto explica que está molesto.

Muchas veces las madres utilizan la cola para que sus gatitos puedan jugar, un escenario realmente tierno.

Colitas peludas de gatos

  1. La nariz:

Los gatos dependen del sentido del olfato para sobrevivir, entonces no es sorpresa que su pequeña nariz esté altamente desarrollada, incluso más que la nuestra. A través de su olfato puede saber quién ha pasado su territorio, dónde está la comida fresca, qué alimento podría hacerle daño, de hecho, puedes creer que su caja de arena está limpia, pero si nuestro gato no percibe un buen olor, no la utilizará. La nariz de un gato es pequeña y tierna, pero verdaderamente poderosa.

Pequeña nariz de gatos

  1. Los bigotes:

Los bigotes de un gato son llamados también como vibrisas, son vellos muy gruesos con terminaciones nerviosas que permiten al gato conocer su entorno, aún en la oscuridad pueden percibir cómo es un objeto gracias a la senilidad de sus bigotes, ¿Creías que solo eran para verse lindos? En efecto, los bigotes los hacen lucir más que tiernos, pero funcionan como un radar. Pueden crecer en el hocico, encima de sus ojos, en la barbilla y en las patas.

Bigotes de un tierno gatito

Otras de las características resaltantes de los gatunos es que son muy flexibles, tienen la facilidad de entrar por aberturas muy estrechas, sus músculos, huesos y articulaciones pueden manejarse sin problemas, su columna vertebral contiene 53 vertebras que conceden una flexión envidiable. De igual forma tienen un sentido del equilibrio genial, cuando se trata de caídas los gatos caen en cuatro patas, rara vez se van a lastimar a menos que caigan de muchos metros de alturas o que no les dé chance de voltearse.

También puede interesarte: 5 Razones por las que no se le puede dar atún a un gato regularmente

Descripción subjetiva de un gato en cuanto a mitos y leyendas

Es fácil escuchar que los gatos negros son de mala suerte, que son malos para las embarazadas, que son los acompañantes de las brujas, que vuelan escobas y hasta que son animales demonizados, pero son solo eso, mitos y leyendas urbanas que no tienen ningún rigor científico, o están estudios que demuestran lo contrario.

A pesar que en Egipto eran adorados por los faraones, en la época medieval se consideraba que las brujas podían convertirse en gatos, muchas veces los lanzaban al vacío o los quemaban vivos delante de todos para que nadie se atreviera a practicar la hechicería, desde entonces se ha considerado que el gato negro trae mala suerte y es un mito que se ha extendido hasta nuestros días, sin embargo nada de esto es cierto, no existe un estudio que certifique que el pelaje negro pueda traer una consecuencia negativa a nuestras actividades diarias.

Gato negro

 

También dicen que los gatos podrían transmitir peligrosas enfermedades a las mujeres embarazadas y afectar al feto, de allí a que muchas personas piensen en las diversas desventajas y peligros de tener un gato en casa  antes de tomar la decisión de adquirirlo.

Un estudio realizado arrojó, que con respecto a la transmisión de enfermedades a las gestantes no es así, la mayoría de los gatos domésticos están libres de toxoplasmosis, aunado a ello, si la gestante se coloca las vacunas adecuadas, es casi imposible contraer la enfermedad y transmitirla al bebé.

Lo que sí es cierto, es que los gatos domésticos son mascotas maravillosas, inteligentes muy aseadas, (si vives en un departamento o un espacio pequeño, un gato no te ocasionará problemas), son amigables, cariñosos y juguetones, basta que darles tu amor, dedicarles tiempo y dedicación para que sienta lo importante que él es para ti. No importa su raza, el color de sus ojos, si tiene mucho o poco vello, es un animal que alegrará tus días con sus acciones, deshazte de mitos absurdos y abraza a tu mascota. Un gato feliz, lleno de amor, será un gato saludable.

 

Deja un comentario

report this ad