4 Fases del CELO de las GATAS + ¡4 Datos Vitales que no puedes ignorar!

El estro, mayor conocido por nosotros como el celo en las gatas, es un proceso totalmente natural, posiblemente ustedes se sientan mal cuando descubren que sus bebés peludos quieren tener esta especie de…intimidad con otros gatos, pero debemos asumirlo y prepararnos para ello.

El celo en las gatas conocido como ciclo estral, hace referencia a un ciclo de reproducción donde la gata esta preparada y receptiva a la actividad sexual para  poder procrear. Este cambio produce alteraciones en la conducta de la gata:

  • Se vuelve más juguetona.
  • Maulla (muy fuerte) para atraer la atención de los gatos machos.
  • Usualmente se escapan de casa (para aquellas gatas caseras)
  • Algunas gatas pueden volverse un tanto nerviosas.
  • las gatas pueden lamer sus órganos sexuales a causa de la inflamación.

las gatas cambian de actitud

Algo muy curioso en las gatas es que este periodo de celo puede variar, de acuerdo a su raza o a su ambiente cotidiano (en caso de que sea gata callejera o de interiores).

  • Las gatas siamesas, por ser de pelo corto, reciben más el calor y la luz del sol, lo que las hace precoces en el celo, alrededor del cuarto mes podrían tenerlo.
  • Las gatas persas, mas peludas o de pelo largo suelen “atrazarse” en su celo, que podría pasar entre los catorce y diecisiete meses.

Es tan increíble que incluso la luz del sol afecta el celo de las pequeñas peludas, en otras palabras, de acuerdo al medio ambiente donde se encuentra la gata, varia el ciclo estral (celo) en ellas. En consecuencia:

En zonas tropicales: las gatas, como mamíferos, logran adaptarse de acuerdo a la condición favorable para ellos, quiere decir, cuando tengan y sea más cómodo hallar alimentos, la temperatura y cuando estén más rodeadas de otros gatos machos.

También puedes leer: ¿Qué significa el bufido del gato? Anota estos 3 importantes aspectos

En los climas templados: las gatas elegirán la época donde el clima este a su favor, evitan tener que reproducirse en invierno e inicio del verano, cabe destacar que estas son medidas que toman en cuenta las gatas callejeras, porque notablemente una gata de casa no tendrá preocupaciones por… nada.

4 Datos sobre el celo de las gatas

  • El celo de las gatas podrá aparecer en distintas ocasiones en un mismo año, esto dependerá del ambiente en el que se encuentra la gata y su raza, en cada caso es diferente de acuerdo a la gata.
  • El primer celo en las pequeñas peludas es entre los seis y nueve meses, pero, nuevamente, cada caso es diferente y podría suceder hasta a sus cinco meses de vida o por el contrario, podría atrasarse hasta los doce o quince meses.
  • Factores como el peso, la luz del sol, los gatos a su alrededor y su raza serán importantes en el celo de las gatas.
  • Las felinas no manchan durante su celo, ellas poseen una ovulación inducida, dicho de otra forma, su ovulación es producida en la cópula.

El celo es diferente en cada gata

Otro dato interesante es que el celo de las gatas depende de cuánto calor del sol reciben, cuando hay más horas con luz solar más propenso es de que comience el celo, esto es porque las gatas poseen un ciclo poliéstricas estacional, quiere decir, dependen de la luz del sol. En ese caso, la primavera es la estación del año indicada para que las gatas callejeras tengan su celo, además de presentarse en varias ocasiones de manera continúa en caso de no quedar preñadas.

En contraparte, las gatas de casa no tendrán problema en cuanto a la temperatura, ellas están cómodas en el interior de sus viviendas donde fácilmente en época de lluvias o invierno pueden tener celo sin que le afecte para nada la estación. La importancia de esto, es que en la primavera es donde ellas reciben más la luz del sol, y según sus instintos salvajes donde el mismo ambiente le envía señales de seguridad o comodidad. En consecuencia, cuando reciben más luz del sol están más propensas a entrar en celos porque conocen que es la época correcta para procrear, pues podrán conseguir más alimentos, y estar salvos por un tiempo para lograr criar a sus cachorros hasta que ellos puedan estar por su propia cuenta.

4 Fases del celo en las gatas

Estas fases nos orientan de cómo funciona el organismo de nuestras peludas consentidas

1.- Proestro:

Es la etapa inicial, tiene una duración de tres a cuatro días sin cambios físicos, todo será un cambio de conducta donde la gata será más juguetona, maullará, se mostrará más receptiva al cariño de sus amos, puede tener más apetito, atraerá a los machos, será más cercana a ellos pero no permitirá un acto sexual.

2. Estro:

La gata está preparada para reproducirse, esta es el celo en sí. Su duración usualmente es de siete días, será mucho más receptiva con todos, en especial los gatos machos, continúan los maullidos, y podemos decir en este punto que las gatas se convierten en unas desvergonzadas.

También puedes leer: ¿Sabes cuánto puede saltar un gato? 12 Curiosidades de felinos saltadores

3.- Diestro:

Es una etapa donde podrá notarse si la gata queda preñada o continuaran sus celos; usualmente la gata rechazara muchos pretendientes, hasta que logre con alguno tener el acto sexual y tratar de procrear, si lo logra, pues ya estará en una etapa de gestación. Por el contrario, si no es exitoso su acto, ella podrá entrar en un tiempo de pseudopreñez o embarazo psicológico (un desorden hormonal en la gata). De hecho, es una etapa entre un celo y otro.

4.- Anesto:

Es el descanso. En un tiempo de noventa días donde la gata podrá descansar de la actividad sexual, porque su cuerpo no produce las hormonas sexuales.

Para ser sincera, es algo complicado, pero podemos tener en cuenta que el celo durará entre ocho a quince días y si la gata no ha sido montada, volverá a repetirse el ciclo. También debemos tomar precauciones después de la gestación, pues la gata luego de tener su camada puede volver a quedar embarazada mientras no los alimente de su propia leche.

No es obligatorio que las gatas sean madres

Previsiones durante el celo de las gatas

1.- vigilar a la gata: parece tarea difícil, porque ellas suelen hacer lo que les venga en gana. Pero en caso de que puedan mantenerlas “encerradas”, puede ser una buena solución.

2.- La mejor recomendación es esta: esterilización. Principalmente evita enfermedades como el cáncer, infecciones, enfermedades en el útero y ovario. Incluso mejora su conducta, las gatas cuando tienen el celo se muestran intensas, con muchos maullidos y andanzas callejeras; además de mantener preocupado a sus dueños. Nuestra minina podrá tener celo hasta cuatro veces al año si no esta esterilizada, es por ello que es una buena solución que evitará muchos dolores de cabeza y para la salud de la gata misma.

Despues de tener una camada la gata puede ser esterilizada

Suelen recomendar la esterilización entre seis a ocho meses, pero todo dependerá de su madurez, por lo tanto, el mejor momento es consultarlo con un veterinario. En cuanto a tratamientos anticonceptivos o para prohibir el celo en la gata, deben ser muy cuidadosos, pues en estos casos podrían producir más enfermedades en las gatas o causar desordenes hormonales en ellas. Si quieren elegir esta opción, llévenla primero a un veterinario y ellos receten el medicamento adecuada para tu gata, recuerda que no todas tienen un mismo organismo.

Por eso lo más recomendable es la esterilización en gatas, y castración en gatos, en ambos es mejor realizar el proceso por su salud, para evitar tantos gatitos abandonados, y para cuidarlos más, de hecho, cuando están esterilizadas ya no tendrán tantas necesidades de salir de casa porque en ella tienen todo.

También puedes leer: 6 Olores agradables para gatos ¡Tu mascota te lo agradecerá!

1 comentario en “4 Fases del CELO de las GATAS + ¡4 Datos Vitales que no puedes ignorar!”

Deja un comentario